YouTube no se reunirá con la Unión de usuarios de YouTube

YouTube no comerciar√° con YouTubers Union.

Los sindicatos, un grupo de creadores que fomentan cambios amigables en los creadores, esperan mejores oportunidades de monetizaci√≥n para canales m√°s peque√Īos y decisiones de moderaci√≥n m√°s transparentes, entre otras demandas.

Decisión de YouTube La falta de una reunión con los sindicatos destaca la difícil relación de la industria de la tecnología con los sindicatos.

¬ŅQui√©n conduce YouTube?

Los sindicatos se autodenominan “movimientos comunitarios que luchan por YouTube Creator y los derechos del usuario” en la p√°gina de inicio. Ha pasado casi un a√Īo y medio, se form√≥ por primera vez el 2 de marzo de 2018 por el actual l√≠der sindical J√∂rg Sprave.

Las ocho acciones sindicales centrales requieren cambios radicales en el funcionamiento de YouTube. Esta es su demanda total:

  • Monetice a todos: devuelva la monetizaci√≥n a canales m√°s peque√Īos.
  • Deshabilitar bots: al menos los socios verificados tienen derecho a chatear con personas reales si planeas eliminar su canal.
  • Decisiones de contenido transparente: comunicaci√≥n directa y abierta entre censores (“departamentos de contenido”) y creadores.
  • Pague por las vistas: deje de usar canales monetizados como feeds para anunciar videos monetizados.
  • Deje de desmonetizar por completo: si el video cumple con sus reglas, permita la publicidad en una escala uniforme.
  • Igualdad de trato para todos los socios: deje de elegir algunos criadores sobre otros. Ya no es “YouTube preferido”.
  • Pague de acuerdo con la cantidad enviada: distribuya el dinero del anuncio a todos los YouTubers en funci√≥n de la retenci√≥n de la audiencia, no el anuncio al lado del contenido.
  • Aclaraci√≥n de reglas: proporcione reglas claras con ejemplos claros de lo que est√° permitido y lo que no.
  • De hecho, no est√° claro cu√°les son algunas de estas demandas en la pr√°ctica: parece que el “trato igualitario para todos los socios” deber√≠a definirse m√°s claramente. Pero, por otro lado, detalles completos como este ser√°n el punto de encuentro.

    ¬ŅPor qu√© YouTube no los conoce?

    YouTubeSertivity, que tiende a tener un poder de unidad limitado: se necesitan más creadores con plataformas grandes para obtener la masa crítica necesaria. Cualquier sindicato tiende a ser ignorado hasta el punto de mostrar la fuerza de las personas que dice tener.

    “Le explicamos en detalle al sindicato qu√© har√≠a YouTube en t√©rminos de transparencia y apoyo para YouTubers”, dijo un portavoz de YouTube, seg√ļn un informe de Borde. “Pero tambi√©n dejamos en claro que no negociaremos sus demandas”.

    A√ļn as√≠, a pesar de la intenci√≥n de no negociar, YouTube acord√≥ reunirse con el sindicato una vez: Google Alemania ofrece una reuni√≥n a principios de agosto, probablemente porque la asociaci√≥n sindical de YouTube con IG Metall, el sindicato de trabajadores metal√ļrgicos bien establecido de Alemania .

    “La presi√≥n que pusimos en Google y YouTube junto con Union of YouTubers vali√≥ la pena”, explic√≥ Christiane Benner, la segunda presidenta de IG Metall, en un Facebook actualizaci√≥n publicada por Sprave. ‚ÄúPudimos traer a Google a la mesa. Esperamos con inter√©s la conversaci√≥n y queremos una reuni√≥n r√°pida. All√≠ veremos qu√© cambios est√° listo para hacer YouTube. “

    Esta es otra indicaci√≥n de que el sindicato puede aceptar reuniones, siempre y cuando contin√ļen creciendo. Ellos Facebook El grupo tiene actualmente m√°s de 23,250 usuarios y llevar√°n a cabo una campa√Īa de presi√≥n p√ļblica m√°s fuerte con cada incorporaci√≥n.

    La relación espinosa de la tecnología con los sindicatos

    El gigante de la industria de la tecnolog√≠a tiene un s√≥lido historial de evitar sindicatos, en parte debido a la ambivalencia entre los trabajadores de cuello blanco combinada con la propia estigmatizaci√≥n de la compa√Ī√≠a.

    El sindicato Kickstarter a√ļn no ha ca√≠do, debido a las diferencias de opini√≥n de los empleados de m√°s edad, quienes env√≠an notas a todos los empleados. La nota merece ser vista como un microcosmos del argumento antisindical com√ļn en la industria de la tecnolog√≠a: afirma que los trabajadores son demasiado privilegiados para justificar a los sindicatos (por extra√Īo que parezca, aquellos que hacen ese argumento rara vez parecen tener prisa por unir a los sindicatos por menos. grupos.) especiales que tienen). preocupado), que el dinero es escaso en la organizaci√≥n (adem√°s de la rentabilidad de Kickstarter en los √ļltimos nueve a√Īos, los sindicatos siguen siendo la mejor manera de obtener beneficios no financieros, como una mayor diversidad laboral) y opiniones que dicen que los sindicatos son una opci√≥n extrema (no m√°s que m√°s efectivo).

    Los trabajadores tecnol√≥gicos cuestionan cada vez m√°s su papel en algunas de las compa√Ī√≠as m√°s poderosas del mundo. Hemos informado sobre varias protestas en el pasado, desde una carta abierta en febrero de 2019 hasta m√°s de 100 empleados de Microsoft pidiendo la terminaci√≥n de contratos con el Ej√©rcito de los EE. UU. EE. UU. Para crear la tecnolog√≠a HoloLens AR, hasta el impulso √©tico de Google en octubre de 2018 y los empleados de Amazon que hicieron que Google abandonara un contrato del Departamento de Defensa de $ 10 millones.

    Pero el aumento del activismo en la industria a√ļn no se ha convertido en un sindicato activo, con YouTuber Union entre algunos esfuerzos altamente visibles.

    “La gente est√° empezando a aceptar el hecho de que Silicon Valley no es muy bueno”, dijo el ex empleado y economista de Google para la nueva socialista Wendy Liu. El Atl√°ntico el a√Īo pasado “Superaron el juego: comienza en alg√ļn nivel Twitter broma, pero luego este movimiento se hizo m√°s amplio, se fusion√≥ en torno a la necesidad de reformar y cambiar la estructura. Esto requiere construir una fuerza colectiva y darse cuenta de que sus intereses como trabajadores est√°n por encima de los de Elon Musks o Mark Zuckerbergs en el mundo. “

    Lea m√°s sobre las √ļltimas novedades tecnol√≥gicas de Tech.co